¿Alguna vez te has planteado por qué emprender tu propio proyecto digital siendo enfermero? Poco a poco, cada vez somos más los que nos hacemos esa pregunta.

Si no sabes quién soy o no conoces mi historia, te aconsejo que te pases por aquí para entrar en contexto.

Seguramente, me pasó exactamente lo mismo que a ti: vas a la universidad, te graduas, y ala, a trabajar. Como todo el mundo.

Seguramente mi historia difiera de la tuya en el lugar, el país, o el idioma en el que trabajaba como enfermero asistencial. Pero bueno, eso es otra historia. Lo importante hoy son las razones por las que decidí cambiar de rumbo completamente justo cuando había llegado a la «parte cómoda de la vida».

Por aquel entonces era demasiado fácil conformarme: 5 años de experiencia como enfermero en el extranjero, 3 idiomas, unos ingresos económicos envidiables (las ventajas de trabajar en un rincón perdido de Noruega), una casa, coche, 3 meses de vacaciones al año, viajes…

Entonces, ¿por qué cambiar y emprender si ya tenía un estilo de vida cómodo como enfermero?

Creo que hablo en nombre de muchos profesionales de la enfermería cuando digo que nos hicimos sanitarios por motivos superiores a nosotros: querer ayudar a los demás, mejorar la vida de las personas, servir a la sociedad utilizando conocimientos sanitarios, o por una combinación de varios.

Sea cual sea tu motivo por el que decidiste convertirte en enfermero, haces lo que haces porque disfrutas haciéndolo y porque te sientes realizado. Si no es así, deberías pensar en ello.

En mi caso, los valores más importantes y que me impulsaron a ser enfermero fueron, en este orden:

  1. Mejorar la vida de las personas.
  2. La libertad.

1. Mejorar la vida de las personas

Nadie puede negar que ser enfermero es sinónimo de mejorar la vida de los demás. Somos cuidadores expertos, profesionalizando desde el cuidado más básico (como el aseo o la alimentación), hasta los más avanzados (soporte sistémico total en UCI, post-operatorios complejos, etc).

Sin embargo, hay algo que pasamos por alto casi la totalidad de las personas, y el motivo es porque no se nos enseña nada sobre la importancia de emprender en el colegio o la universidad, y eso pasa factura más temprano que tarde.

Eso que pasamos por alto, me lo pregunté a mi mismo hace algún tiempo: ¿por qué ayudar a 15, 20 o 30 personas al día cuando podría ayudar a cientos, miles o incluso millones?

Los emprendedores son personas que ven el mundo tal y como es, sin interpretaciones, y son capaces de identificar necesidades y problemas de los demás que pueden ser solucionados.

Son creativos, constantes y su único objetivo es aportar valor a la sociedad solucionando un problema o satisfaciendo una necesidad. Por tanto, convertirse en emprendedor significa tener la oportunidad de ayudar a cientos, miles o millones de personas.

2. La libertad

Cuando hablo de libertad, me refiero a 2 puntos principalmente:

  1. La enfermería es muy extensa, y si estás leyendo esto es que lo sabes de sobra. Somos muy polivalentes, valemos para todo: desde cuidados básicos hasta cirugías complejas, curas, prevención, formación…y mil cosas más.
  2. Afortunadamente, el cuerpo humano funciona de la misma manera aquí que allí, en España o en Australia. Todos los órganos y sistemas funcionan de la misma manera independientemente del lugar del mundo en el que estén, y este hecho me ha permitido trabajar y vivir en 3 países diferentes y descubrir muchos lugares que quizás otro tipo de profesión no me hubiera permitido.

Sin embargo, ya sabes que trabajar como enfermero implica entre 8 y 12 horas de trabajo, 5 o 6 días a la semana según el país en el que te encuentres. Pero, ¿qué ocurre cuando descubres que puedes utilizar lo que sabes para trabajar un tercio de ese tiempo (o menos) y desde cualquier lugar del mundo?

Aquí es donde aparece la magia del emprendimiento online:

Pero esto no es todo. Éstas fueron las principales razones por las que decidí emprender siendo enfermero, pero hay más:

3. Desarrollo personal

Como dice el gran emprendedor español, y uno de mis referentes, Sergio Fernández en su best seller «Vivir sin jefe«: emprender es el ejercicio de desarrollo personal más potente que puedes llevar a cabo.

No hay desarrollo profesional sin desarrollo personal. Y esto no lo digo yo, lo dicen los expertos, y te puedo asegurar que es así.

Para emprender como enfermero tendrás que salir de tu zona de confort CONSTANTEMENTE. Esto quiere decir que tendrás que trabajar habilidades como: la resiliencia, la constancia, la productividad, la organización, la inteligencia emocional, el desapego, además de elevar tu nivel de conciencia al máximo posible para poder llevar a cabo con éxito todas tus ideas.

Es algo difícil de explicar en 4 líneas, sólo este punto daría para un máster completo de cientos de horas, pero con que te quedes con que emprender con éxito te obliga a crecer interiormente y convertirte en una mejor persona y más consciente, me vale.

4. Independencia financiera

El mundo neutro en el que vivimos, para bien o para mal, se sostiene en un sistema capitalista (al menos hasta ahora).

¿Qué quiere decir esto? Que todo se sostiene gracias a una energía o herramienta de intercambio que nosotros llamamos dinero.

Como ya te habrás dado cuenta, nadie se hace rico trabajando duramente por cuenta ajena, por mucho que nuestros padres y nuestra sociedad nos haya inculcado, y mucho menos nosotros, los enfermeros (seguro que ya lo sabes y lo has experimentado en tus carnes).

Por tanto, si quieres vivir tranquilo en cuanto a economía se refiere, tendrás que conseguir la independencia financiera. Si no te suena este término, básicamente se trata del momento en el que tus ingresos pasivos superan tus gastos.

Correcto, llegado a ese nivel, el hecho de trabajar para mantener tu estilo de vida se convierte en una elección.

Ya lo decía el gurú financiero Robert Kiyosaki: «los problemas económicos no se resuelven con dinero, sino con inteligencia financiera«, algo de lo que no hemos oído hablar en el colegio o la universidad.

Emprender te obliga a cultivar y mejorar tu coeficiente de inteligencia financiera para que seas capaz de ver las oportunidades que otros no ven y conseguir así el estilo de vida que deseas.

Como dato curioso para ti: estamos en una era en la que hay más millonarios jóvenes (menores de 30 años) de toda la historia de la humanidad. Esto no sería posible sin el emprendimiento ni internet.

5. Vivir con propósito

¿Has pensado alguna vez por qué estás aquí, vivo? ¿Para qué y por qué haces lo que haces? ¿Cómo llegaste hasta ahí? ¿Sientes que naciste para hacer lo que estás haciendo? ¿Tienes que esforzarte para hacer lo que haces?

Cada uno de nosotros está aquí por un motivo, por una razón que casi nadie logra comprender y que terminamos por desaprovechar siguiendo caminos de vida que otros o la sociedad nos marca.

Sin embargo, cada uno está aquí para desarrollar los dones con los que ha nacido y ponerlos al servicio de los demás. Sí, tú también los tienes, los hayas descubierto o no (aunque quizás ya los hayas descubierto y te dé miedo reconocerlos).

Por esta razón me pregunté a mi mismo:

  • ¿Todos los que estudiamos enfermería tenemos el mismo don y servimos para lo mismo?
  • ¿Cuál es mi propósito?
  • ¿Estoy desarrollando todos mis dones y poniéndolos al servicio de los demás?
  • ¿Podría hacer otra cosa para dar más de mí y ayudar a más personas?

Después de ser honesto conmigo mismo y contarme verdad, entendí que yo no estaba aquí para hacer lo que hacía, y que podía desarrollar más y mejor mis dones y ofrecer más de mí a la sociedad si lograba aumentar mi nivel de conciencia y emprender como enfermero.

En resumen, esto es todo

Éstos han sido los 5 principales motivos por los que decidí emprender como enfermero.

Y tú, ¿te has sentido identificado en alguno de estos puntos?

Tanto si tu respuesta ha sido afirmativa como negativa, te invito a reflexionar y a que me dejes en los comentarios qué has sacado de todo esto y cómo te ha servido.

Gracias por tu tiempo, espero que hayas disfrutado de la lectura.

Un abrazo,

Nelson H.

Foto original: engin akturt